Liceo de Aplicacion
Liceo de Aplicacion

Depto. Educativo

Departamento de Orientación

Documento de apoyo para padres: “Inculquemos la responsabilidad en nuestros hijos”

Uno de los grandes problemas de los Padres de hoy es la falta de responsabilidad de la gran mayoría de nuestros jóvenes, sabemos de sobra que desde pequeños ellos manejan con una sapiencia increíble su sentido del derecho, creo sin estar equivocado, que en más de una ocasión cuando uno los reprende muy enojado (a) ellos apelan inmediatamente al derecho de no ser maltratados so pena de que nos acusen ante las autoridades, pero, de sus deberes y responsabilidades… nada.

La responsabilidad es una actitud que se debe fomentar y enseñar desde temprana edad. La mayoría de los especialistas están de acuerdo que debe iniciarse antes de los tres años. Enseñarles a ser responsables, requiere un ambiente especial en el hogar y en la escuela. Se trata de conseguir un ambiente que les ofrezca información sobre las opciones entre las que deben escoger y las consecuencias de cada una de ellas, y que les proporciones también los recursos necesarios para elegir bien.

La responsabilidad es la habilidad para responder; se trata de la capacidad para decidir apropiadamente y con eficacia, es decir dentro de los límites de las normas sociales y de las expectativas comúnmente aceptadas. La responsabilidad conlleva, en cierta forma, ser autosuficiente y saber defenderse.

¿Cómo enseñar a los hijos a ser responsables? Algunas pautas:

1. Desarrolle la sensación en su hijo de “que es capaz de”, de “que puede hacerlo”. Cuando se tiene sensación de “poder realizar” se poseen los recursos, oportunidades y capacidades necesarias sobre las distintas facetas de la vida, enseñar a los adolescentes a ser responsables aumenta su sensación de poder.

2. Siga ayudando a sus hijos a tomar decisiones. Los adolescentes que han aprendido a ser responsables toman mejores decisiones que los que no han aprendido a serlo. Podemos contribuir a aumentar la capacidad del adolescente para tomar decisiones si ayudamos a:

  • Resolver los problemas que crea la necesidad de tomar una decisión.
  • Buscar otras soluciones.
  • Seleccionar una de las alternativas mediante la valoración de sus consecuencias.

3. Utilice tareas y obligaciones para crear responsabilidad. Tareas y obligaciones son cosas concretas, se puede especificar cómo, cuándo y quién debe hacerlas. Esto les ayuda a desarrollar su capacidad de organización y manejar los propios recursos.

4. Sea coherente. Es la mejor forma de indicar a los hijos que las personas adultas coherentes ayudan a los adolescentes a sentirse seguros. Cuando no existen normas claras y evidentes no hay manera de ser coherente.

5. No sea arbitrario. Ser arbitrario significa hacer algo diferente de lo que se había dicho o hacer algo sobre lo que no se había advertido. Para evitar ser arbitrarios debemos aclarar lo que queremos y comunicar estas expectativas de manera sencilla y directa.

6. Felicite a su hijo por ser responsable.

6.1. En casa:

  • Se puede comenzar con: cuidar las cosas de la casa y las propias pertenencias, ordenar la propia habitación y ordenar la ropa.
    Además se le debe pedir progresivamente:
  • Respetar horarios (comida, sueño, estudio y salidas).
  • Respetar los tiempos.
  • Administrar su dinero.
  • El estudio en casa (horario adecuado, saberse organizar, cumplir los plazos de entrega de trabajos y de tareas escolares).
    Además puede asumir responsabilidades en casa (cuidado de mascotas, limpiar, jardinear, comprar, etc.)

6.2. Fuera de casa:

  • En los estudios: asistir a clases con regularidad y sin excusas.
  • Controlar él mismo los deberes que trae a casa.
  • Atender a las explicaciones del profesor en clases.
  • Aprovechar el tiempo de trabajo en clases.
  • Tratar con respeto a los compañeros y al profesorado.
  • Cumplir las normas, participar en actividades que organice el centro y que sean de su agrado.
  • Resolver por sí mismos problemas cotidianos con sus amistades,
  • Resolver pequeñas gestiones.

¿Reconoces algunas características señaladas en tus hijos? ¿Cómo actúa tu hijo?

1. ¿Te ayuda en los quehaceres de la casa?
2. ¿Ordena sus cosas (cama, ropa, zapatos, etc.)?
3. ¿Realiza sus deberes del Liceo a tiempo y sin que nadie se lo pida?
4. ¿No pone “caras” cuando le pides un favor?
5. ¿Le preocupa a tu hijo llegar a tiempo a todos sus compromisos?

Si las respuestas son afirmativas, felicitaciones tu hijo es muy responsable.

Atte.
Manuel Tobar Hinojosa
Depto. de Orientación
Liceo de Aplicación

Te invitamos a abrir y leer el texto completo aquí


Escuela para padres ¿Cómo mejorar el rendimiento de nuestros hijos?

Estimado Padres tal como lo anunciamos en el programa, este pequeño taller(1) tiene por objeto conversar sobre sus hijos, los que a pesar de que puedan pertenecer a distintos cursos tienen problemas, e inquietudes más o menos comunes. Por esta razón, queremos a través de un ejemplo simulado -aunque cercano a la realidad-, establecer un diálogo que permita la retroalimentación respecto de las distintas experiencias, y que nos ayudan por lo demás, a enfrentar juntos esta problemática que es más común de lo que nosotros creemos. Por ello, no queremos que a tu hijo le suceda lo que a Santiago(2), que no parece estar bien ¿Qué le pasará?

¿Qué está pasando con Santiago?

A Santiago lo divisé el otro día bastante triste, no sabe lo que le pasa. Lo cierto es que ingresó este año a 7° básico al Liceo de Aplicación y está obteniendo notas insuficientes, a pesar de que hace lo mismo que hacía en la escuela. Sus padres también se quejan pues en la Escuela no tenía malas notas.

El caso de Santiago debe movernos a la reflexión y a la auto-reflexión pues no queremos que les suceda a sus hijos y nuestros alumnos lo que a Santiago. A propósito, ¿Sabes lo que le pasa a tu hijo? ¿Sabes de sus notas? ¿Se te está haciendo difícil comprenderlo? ¿Se desmotiva fácilmente? ¿Está contestador e irrespetuoso? Comenta tu situación personal:

La problemática de Santiago es que, como a muchos de sus compañeros, nunca aprendió a organizarse en los estudios; el profesor lo hacía por él: “Hoy tienes que hacer estos ejercicios; mañana haremos una prueba de este tema”, etc. Y cuando no mandaba nada, simplemente no se estudiaba nada. El problema es que ahora no hay tanto control pues ya no está ese profesor que nos recordaba a cada rato nuestros deberes. Así, Santiago sufre calladamente, siente vergüenza, se cree incapaz y no se atreve a mostrar las notas en casa. Esta situación produce una disminución de su autoestima que tiene que ver con los cambios que está experimentando, por ello, cada una de las situaciones que le toca vivir se acentúan, aún más en esta etapa de iniciación a la adolescencia.

¡Suerte amigos!
Depto. De Asuntos Estudiantiles
Psicopedagogía-Psicología-Orientación
Liceo de Aplicación

Te invitamos a abrir y leer el texto completo aquí

---
1 Taller efectuado con padres de alumnos de 7º y 8º, en el mes de octubre de 2015
2 Nombre ficticio en honor a nuestra capital


Ampliar texto

Ténicas de relajación


Ampliar texto

Otros documentos de interés para padres y apoderados


Ampliar texto

Orientadores